Seleccionar página

Las nuevas formas de comunicación online están revolucionando la manera de transmitir información. Los webinars, generalmente asociados a la formación online, son un ejemplo de cómo se pueden aprovechar las ventajas de Internet para hacer llegar a una audiencia importante contenidos que pueden aportarles valor y generar conversiones. Desde nuestra escuela de negocios te contamos qué es un webinar y cómo se puede aprovechar su potencial.

Un webinar es una eficaz manera de hacer llegar a clientes e inversores una información útil, relevante y de valor añadido, con una gran difusión. Su equivalente analógico serían las conferencias en eventos sectoriales o presentaciones de empresa, en las que los profesionales o los representantes de una empresa se presentan ante un público objetivo como expertos en una materia, producto o servicio relacionados con el negocio. Sin embargo, los webinars ofrecen la posibilidad de llegar a una audiencia mayor y conectar con los interlocutores de una manera más cercana.

 

Qué es un webinar

Un webinar es, básicamente, una conferencia o seminario online, que se retransmite en directo y se difunde gracias a una aplicación. Estos eventos en la red se realizan en tiempo real, por lo que se fija una fecha y hora para su emisión. En ese momento, se puede conectar al webinar un elevado número de personas, que sólo necesitan un ordenador con Internet y un enlace para acceder y poder participar.

La característica principal de este tipo de comunicación es la interactividad que se produce entre los participantes y el conferenciante. Los ponentes tienen la posibilidad de compartir su presentación con muchas personas a la vez, mientras que los participantes pueden interactuar con ellos por medio de un chat, de forma que se pueden responder preguntas, debatir o aclarar dudas.

 

Las ventajas de los webinars para las empresas

 

Se adapta perfectamente a la agenda de los usuarios

En muchas ocasiones, nos resulta difícil acudir a un evento o conferencia interesante por razones de agenda, de falta de tiempo o por la distancia que nos separa. Este problema lo tienen también los clientes a los que les pueden interesar nuestros mensajes y el webinar puede ser la solución.

Al ser emitidos online, sólo se precisa de un dispositivo y conexión a Internet para participar en ellos desde cualquier parte. Suelen (y deben) durar alrededor de una hora y permiten que los participantes sigan haciendo otras cosas mientras reciben nuestra información.

Además, podemos capturar el webinar y subirlo a plataformas como Youtube o compartirlo en redes sociales. De esta forma, si alguien interesado no pudo conectarse a la emisión en directo, puede verlo después, en cualquier momento.

 

Un webinar favorece la interacción con el público

Conectar con los interlocutores en un seminario no siempre es fácil. En un webinar, en cambio, este proceso es factible y de una forma muy ágil, ya que la mayoría de plataformas para la creación de webinar permiten chatear entre los asistentes y hacerlo entre éstos y el ponente, generando un feedback muy enriquecedor. De esta forma, podemos conocer mejor a nuestra audiencia y tomar nota de posibles mejoras, aportaciones o informaciones interesantes.

 

El webinar como medio para la promoción de la empresa

Dar una mayor visibilidad a la empresa es uno de los objetivos principales de un webinar. De hecho, el éxito de un webinar se mide en su difusión, de forma que tendrás que dar una gran relevancia a la promoción y difusión del evento para conseguir el mayor número de participantes. En esta promoción, como en el desarrollo del webinar, no sólo se vende conocimiento y profesionalidad sobre un tema: detrás está la marca de la empresa.